Las cuevas del Valle de los Cóndores

Actualizado: 10 abr

Bien Nacional Protegido Laguna del Maule

Por Natalia Morata


Chile no es un país conocido por sus cuevas, ni por sus calizas, ni por sus conglomerados.. Pero sí es conocido por sus riquísimos y variados paisajes geológicos y sus recursos minerales.


Adentrarse y experimentar la variada geología de Chile es iniciar un fascinante y sorprendente viaje en la historia de la Tierra, que a veces queda perfectamente preservada en las cuevas... cuevas que hay que encontrar.


El objetivo de la visita al Valle de los Cóndores (situado cerca del paso Pehuenche, en la región del Maule) era ir en busca de fracturas para poder organizar salidas con quienes siguen el taller de espeleología de la Asociación Espeleológica de Patagonia.


Este lugar, situado a unos 2000 msnm es un verdadero festival de vestigios volcánicos; un museo al aire libre de formaciones de basalto, andesita y rocas piroclásticas. Su principal atractivo, la Cascada Invertida, es un bonito ejemplo de un fenómeno pseudo-kárstico, es decir, un proceso en el que el agua ha incidido en la forma de la roca, horadándola, aunque no al mismo nivel que lo hace sobre la caliza.

La cascada invertida, Bien Nacional Protegido Laguna del Maule

Foto: Natalia Morata


Pasa que cuando un espeleólogo (también vale para las espeleólogas) ve que el agua puede haber modelado la roca, excavándola aunque no sea a grandes desniveles, el primer impulso es ir a meterse por ese camino abierto por el agua.


Buscando cuevas

El Valle de los Cóndores es una de las zonas míticas de escalada. Hay numerosas vías a ambos lados del río Maule (que marca la frontera entre los terrenos fiscales y privados) y los caminos para llegar a los distintos sectores están muy bien señalizados.


De hecho, es posible acceder a la base de la cascada por una pequeña vía ferrata que, para mi sorpresa, también permite llegar a una coqueta cueva en basalto situada en la riba poniente del río Maule: una cueva con vistas.

Base de la Cascada Invertida, vía ferrata, cueva con vistas y formas de disolución (?).

Fotos: Natalia Morata


Esta es la tercera cueva en basalto con la que di en los dos días de prospección (2 y 3 de febrero de 2022). Las tres se encuentran cerca del cauce de un río o estero y son de dimensiones similares (1,5 x 3-4 m aprox.).


Otro fenómeno singular del lugar se encuentra del lado opuesto a la zona de acampada, del lado oriente del río Maule. En una zona de basalto con señales evidentes de antiguos derrumbes, hay una lagunita que quizás se alimente de alguna napa que va a parar al río. Lo cierto es que el agua, cubierta de vegetación, se pierde por un pequeño "sumidero" que quizás conecte con el río, que fluye a unos 200 metros de distancia y unos 20 metros más abajo.

La incesante labor del agua

Fotos: Natalia Morata

Siguiendo el estero Bobadilla, del lado oriente del río Maule

Fotos: Natalia Morata

Camino de acceso al sector La Cárcel

Fotos: Natalia Morata


Monjes Blancos

En el extremo superior del valle, a pocos kilómetros del embalse Laguna del Maule, que marca la frontera entre Chile y Argentina, hay una formación que destaca y llama muchísimo la atención por su color y la forma de erosión. De lejos, ¡podría hasta parecer caliza! Pero no lo es. Se trata de depósitos piroclásticos que han sido erosionados por el agua.

Bella y clara explicación sobre la formación de Monjes Blancos Fuente: Cuentas de Instagram @_nosecuenta_ y @nosonsolorocas

Monjes Blancos

Fotos: Natalia Morata


Las amenazas que enfrenta el lugar

Al igual que ocurre con muchos otros lugares de Chile de gran riqueza natural y cultural, el Alto Maule está amenazado por un proyecto eléctrico que pretende transportar energía desde la central hidroeléctrica de ENEL, que se encuentra al norte del valle, a Argentina mediante 72 torres de alta tensión que atravesarían, irremediablemente, el valle. El Movimiento De Los Andes Libres organiza acciones para visibilizar el problema y movilizar a la población. Perfil de Instagram @modali_maule


El Valle de los Cóndores es un espléndido rincón del Alto Maule con un enorme atractivo turístico, natural, geológico, arqueológico y deportivo. Si bien no parece ser un lugar con un gran potencial espeleológico, la mirada desde el subsuelo puede sumar al ya de por sí rico patrimonio.


Al momento de escribir estas líneas aún no sé si será posible organizar un taller de espeleología en la zona, aunque sí sería muy interesante. Antes, habría que empezar por hablar con Bienes Nacionales, la municipalidad de San Clemente, los administradores de las vías de escalada, el propietario del terreno al este del río, etc... lo que requiere de tiempo, de mucha energía y del apoyo de locales. Nada que no pueda ocurrir en un futuro.

 

Enlaces de interés:



33 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo